Cuidada gala de Eurovisión 2011

15 mayo 2011

Anoche se celebró la gala de Eurovisión una gala celebrada en Düsseldorf, Alemania, y que estuvo muy cuidada de principio a fin. Se supone que, al igual que en los Juegos Olímpicos, cafa festival de Eurovisión debe superar al anterior y creo que este lo hizo.

Quitando la chapa que todo año hay que tragarse tanto al principio como antes de las votaciones y durante ellas, porque ¿por qué dejar votar a tantos países? Sería mucho mejor que sólo votaran los clasificados para la final, aunque sí, es por temas monetarios, eso está claro, los realizadores se lucieron por los videos que acompañaban antes de la atuación de cada uno de los veinticinco representantes (me entraro ans ganas tremendas de volver a Alemania), y en las pantallas que acompañaban a los cantantes y grupos participantes.

No hubo un flashmob tan chulo como el del año pasado, pero el número inicial en la que el presentador de la gala con su banda, una orquesta y la presencia final de Lena, ganadora cn “Satellite” del año pasado, quedó muy vistoso. España con Lucía Pérez y esa horrorosa canción llamada “Que me Quiten lo Bailao” quedó en el puesto veintitrés (prnostiqué un puesto veintiuno y no fui muy desencaminada y eso que hasta que salió, en el puesto veintidos, no había esuchado nada más que el estribillo del tema. Lucía defendió muy bien una canción que ni a ella le gustaba y consiguió ser trending topic, el cuarto del global, en Twitter.

Algunas canciones estuvieron bien, otras eran malas, hubo chicos guapos y coreografías y finalmente, contra todo pronóstico el dúo de Azerbayán Eldar y Nidar ganaron con 221 puntos en total. Una canción que particularmente no encontré de lo peor pero las había mucho mejores.

Como curiosidad, Italia volvió a Eurovisión trece años después de haber rechazado participar pero el grpo que cantó no fue trending topic, sí Rafaella Carrá que fue la que emitió los votos desde Roma. Ahora, no hay nada mejor que superar la pereza que dar ver este festival comentándolo por Twitter. Y, por cierto, pensé que después de ponerme de los nervios e intentar cambiar el audo de la tele el año pasado no echaría de menos las predicciones de José Luis Uribarri, pero sí que las eché porque José María Íñigo estuvo algo soso.


Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 105 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: