Eurovisión, o como quitar la poca emoción del festival cantando los resultados antes de tiempo

3 junio 2010

El sábado ví Eurovisión. No tenía ni pizca de ganas porque si en los últimos diez años la música ha cambiado, este festival no ha sido menos y año tras año suele ser más difícil encontrar una canción potable. Vencí a la pereza y decidí ver mi decimoquinto festival seguido y bueno, hasta me entretuvo.

España no gana ni aunque salga un espontáneo y el representante tenga que cantar otra vez, aunque claro, con canciones como “Algo Pequeñito” no me extraña. Total, las canciones se pasaron bastante rápido y los vidos de presentación fueron bastante cortos, y hasta pude contar nueve que me convencieron, algunas de las cuáles era antifestivaleras, como la de Bélgica, que encima quedó en buena posición.

Antes de las votaciones, el grupo Mad Con salió a cantar y ocurrió lo mejor de la gala, una flashmob por toda Europa:

Y después… los resultados antes de tiempo quitando toda la emoción, la poca que hay vaya, al resultado.¿No se había retirado José Luis Uríbarri de Eurovisión? Pues no, ahí que le tenemos otra vez dando el coñazo. Porqe sí, el hombre sabrá un montón y narra las cosascon pasión, pero no calla y destripa todas las votaciones acertando en el 99% de los casos. Emoción=cero, factor sorpresa=cero. Así, las interminables puntuaciones se hacen cada vez más interminables. Intenté poner el festival en versión original pero se ve que sólo había un canal de audio. En fin, una vez al año… habrá que aguantarse.


Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 91 seguidores

%d personas les gusta esto: