Perdidos 6.10 – El Paquete (o el capítulo de ¿Dónde está mi marido?)

Aviso de spoilers.

Esta vez no me ha tentado nadie más que mi conciencia y he visto el capítulo 10 de la sexta temporada de “Perdidos” (Lost) antes de tiempo. Tras el gran capítulo dedicado a Richard Alpert “El Paquete” ha sido algo irregular sobre todo porque la historia fuera de la isla ha sido la peor de todas las hasta ahora vistas, y eso que la de Jack no me convenció demasiad tampoco.

Empiezo con el mundo paralelo. El capítulo centrado en Jin y Sun o al que le he puesto la coletilla de “¿Dónde está mi marido?” por todas las veces que Sun lo ha dicho nos muestra a la policía de la aduana del aeropuerto de Los Ángeles dejando a Jin en libertad dándole, eso sí, el reloj que llevaba en el avión y que presumiblemente tenía que entregar a alguien, pero no devolviéndole los 25.000 dólares que le quitaron de la maleta.

Dejado el aeropuerto, la pareja va a registrarse al hotel donde iban a hospedarse pero ahí descubrmos, como hubo gente que ya dijo tras ver la premiere, que no están juntos. Jin es el guardaespaldas de Sun que no se apellida Kwon sino Paik y se registran en habitaciones separadas. Pero que no estén casados no significa que no estén juntos por lo que descubrimos que Sun se ha liado con su guardaespaldas. Tocan a la puerta de su habitación, unos minutos antes y les pillan en plena faena, y ¿quién aparece? Martin Keamy quien tenía que reunirse con Jin para que le entregase el reloj que le dan Sun. Por ahí también aparece Omar, su lugarteniente, y encuentran a Jin en el baño. Como tanto Sun como Jin afirman no hablar inglés, Omar llama al traductor que no es otro que Mikhail Bakunin, aquel ruso que estaba en el grupo de Los Otros y que supuestamente murió tres veces, ya que Locke le tiró contra la vaya anti-humo negro, después le dispararon pero al final detonó una granada en la estación El Espejo acabando con la vida de Charlie que se ahogó al final de la tercera temporada.

Mikhail traduce lo que Sun dice, que les han quitado el dienro pero que se lo dará d su propia cuenta, así que mientras Bakunin la lleva al banco, donde les dicen que el padre de la chica ha transferido todo el dinero y que no tiene nada, a Jin Keamy y Omar le llevan al restaurante maniatándolo y dejándole en la nevera como vimos en el capítulo seis. Al final se escuchan disaros y sabemos qué Sayid está cargándose a los malos, abre la nevera y en vez de sacar a Jin le da un cutter para que se quite él mismo la cinta americana de las muñecas. En eso aparecen Sun y Mikhail, Jin lucha con él, hay un tiroteo y finalmente lo mata para descubrir que Sun ha sido alcanzada. Ésta le dice que está embarazada, y es que la bala le ha dado en todo el estómago.

En la isla, el capítulo empieza con una visión nocturna, es decir, que alguien vigila el campamento del no-Locke. Éste se va y cuando Jin discute con Sawyer porque quiere seguirle alguien les ataca. Son los hombres de Widmore y Zoe, o la malvada Tina Fey (el calificativo mola), que se llevan a Jin. Locke había ido a buscar a Sun que no cree que Jin esté con él y sale huyendo para volver de la huerta donde estaba al campamento, seguro. Locke la persigue intentando que entre en razón pero Sun sigue corriendo y se estampa contra un árbol. Por suerte el bueno de Ben la encuentra y la lleva al campamento para que Jack la cure. Lo que pasa es que Sun aunque entiende lo que le dicen en inglés sólo es capaz de hablar en coreano.

En estas aparecen Richard y Hugo y les dicen que tienen que ir a detener al no-Locke. Pero Sun se mosquea un montón y se enfrenta a Richard que no entiende ni papa de lo que dice: que no se va a ninguna parte sin su marido, que quiere encontrarle, etcétera. Jack consigue entendera Sun dándole un papel y un boli que encuentra por ahí y así se entera de lo que el humo negro le dijo a Sun. Ésta no confía en él pero sí en Jack.

Jin aparece en la sala 23 de la Estación Hydra, la misma en la que le lavaron el cerebro a Karl, el novio de Alex, hija de Rousseau, en la cuarta temporada. Zoe le enseña unos planos de los campos electromagnéticos y le dice que están firmados por él y que la ayude. Pero Jin demanda ver a Widmore y se reúne con él aunque al millonario no le hace gracia y le dice a la geofísica Zoe que eso no estaba en el plan hasta dentro de unos días. Sí, Widmore tiene un plan. En su conversación Widmore le cuenta a Jin que si el no-Locke se va de la isla todas las personas que ambos quieren y la población en general desaparecerán, y le enseña fotos de su hija a la que no conoce. También le dice que hay un paquete y que debe verlo. Jin pregnta qué es pero Widmore le responde que no es qué sino quién.

El no-Locke vuelve a su campamento donde encuentra a todos desmayados y consigue despertar a Sayid, el que en una escena anterior le había dicho que no era capaz de sentir nada. La respuesta del no-Locke fue que dado lo que se avecinaba, eso era lo mejor para él. Sayid le cuenta que les atacaron y el no-Locke se va a buscar a Jin. Llega a la isla donde está la estación Hydra y habla con Widmore, eso sí, cada uno a un lado de la vaya que mantiene al humo negro alejado porque no puede traspasarla. el no-Locke le dice que la guerra ya ha empezado y se vuelve al campamento.

Otra charla de Locke fue con Claire, que le preguntó si su nombre estaba en la cueva a lo que él responde que no pero que la necesita al igual que a Kate ya que le faltan dos personas para poder salir de allí y Kate le tendrá que ayudar con ello. Una vez lo haga, “pasará lo que tenga que pasar”. A Sayid le dice también que si sabe nadar y le encomienda un misión. Pero, antes de volver al campamento después de hablar con Widmore, hay una escena de Sawyer y Kate en la que ella le dice que no se le ve preocupado pero él dice que lo está y que ojalá a Locke lo hayan capturado, pero no, ahí está el humo negro sin Jin.

Y la teoría de muchos queda cumplida cuando vemos a Sayid nadar cerca del submarino e el que tenía que descubrir que habría tras la puerta con dos candanos. Desmond Hume, al que sacan de dentro ya qe no puede andar por sí solo. Fin del capítulo.

Nos siguen dejando entrever que el humo negro es el malo de la historia así que al final me lo tendré que acabar creyendo. Manipulador es, asesino también porque quiere que tdo el mundo esté de su parte aunque en realidad sólo le importan 6 personas, las que necesita para salir de la Isla y ser libre. Pero si seis son los candidatos, Locke está muerto y con el no-Locke sólo está Sawyer y Sayid ¿qué dos personas le quedan? ¿Sun y Jin? ¿Jack y Hurley? Seguro que quiere que los losties principales estén juntos porque así será más fácil convencerles. De todas formas, la opinión de Kate puede servir para atraer a Jack pero ¿a quien más? Del resto ha tenido más relación con Sun.

Otra cuestión es qué pinta el pobre Desmond en todo esto si él ni tan siquiera quería volver a la Isla y la última vez que le vimos estaba en el hospital después de que Ben le disparase. Ésto me lleva a pensar que Ben esá contra Widmore porque seguro que sabe por qué Desmond es importante y por eso intento matarle. Aún quedan muchas cosas por resolver y esto está llegando a su fin. Quedan sólo seis capítulos antes del final y con cómo ha acabado este episodio el siguiente debería tratar sobre Desmond.

Y, como curiosidad he pillado un gran gazapo. Cuando Widmore le da la cámara de fotos a Jin le dice que la encienda pero ya lo estaba porque se ve claramente que el objetivo estaba fuera.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s