Se veía venir pero aún así duele: The Killing, cancelada

Joel Kinnaman y Mireille Enos en una promo de la tercera temporada de The Killing
Ayer me levanté con la noticia que por una parte esperaba y por otra vislumbraba. Un mes después del final de la tercera temporada, AMC se pronunció y a pesar de que me lo esperaba, me dolió leerlo. La gran, porque lo es, “The Killing” ha sido cancelada. Vale, no es la primera vez que pasa, el año pasado al acabar la segunda y resolverse el asesinato de Rosie Larsen, la cadena de cable hizo exactamente lo mismo pero, no caerá la breva de que la devuelvan a la vida por segunda vez. Eso, si no me equivoco, en una misma cadena solo ha pasado con todo un clásico como es “Cagney & Lacey” que emitió en los años ochenta CBS.

El año pasado tras su cancelación escribí una oda de amor a esta serie alabando sus dos primeras y únicas entregas hasta 2012. ¿Me voy a repetir? No, ahora pienso alabarla pero en plan general porque ¿por qué me parece (ha parecido) tan buena “The Killing”?

Las dos primeras temporadas trataron sobre el mismo caso. No vimos una serie policíaca al uso sino que episodio tras episodio tuvimos partes de investigación, pistas buenas, pistas malas, una trama política que no parecía pintar demasiado y que acabó por encajar aunque no de la manera en la que muchos (si no todos) pensábamos o la evolución del dolor-recuperación (si realmente la hay después) de la familia Larsen.

Un muy buen reparto, con esa fantástica pareja protagonista como son Joel Kinnaman y Mireille Enos al frente, una genial ambientación y uso de la música acompañaron a los buenos guiones y dieron momentazos de todo tipo dejándome muchas veces el corazón en un puño (la escena de la confesión del asesino en el último episodio de la segunda entrega aún me produce escalofríos).

La tercera temporada estuvo muy a la altura de sus predecesoras. Con más momentos Linden-Holder que nunca, otro gran puñado de secundarios y una historia muy dura, “The Killing” renació de sus cenizas a lo grande con doce episodios para enmarcar. No me pareció que hubiera uno malo, el final fue espectacular y el décimo episodio absolutamente brillante con el que no pude evitar derramar algunas lágrimas.

Sí, “The Killing” hace, si te gusta, que te involucres en la historia, que te metas dentro y teorices hasta la extenuación para intentar descubrir por dónde van los tiros e intentar descubrir al culpable. Pero teorías del mal aparte, se disfruta mucho porque Veena Sud ha desarrollado a lo largo de sus tres temporadas una de las mejores series policíacas de todos los tiempos, en mi opinión que para gustos las series.

Y sí, nos la han vuelto a cancelar y como único consuelo queda que quienes la disfrutamos todita y esperamos semana a semana paciéntemente a ver un nuevo episodio y quienes incluso estando de vacaciones nos pusimos nerviosos porque no había manera de descargarla (sí, el caso de la que escribe), tenemos una gran serie de tres temporadas y 38 episodios para revisionar cuando queramos. Necesariamente las grandes series no tienen que durar ni siete ni diez temporadas.

Y, parafraseado mi post del pasado año, “The Killing” ha muerto ¡viva “The Killing” hoy y siempre.

Anuncios

2 comentarios en “Se veía venir pero aún así duele: The Killing, cancelada

  1. Gran serie, sólo he visto la primera temporada, la original, y después la norteamericana, una fotocopia. Tengo que retomarla… esos jerseys de cuello alto de la protagonista… Larga vida.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s