Comedias: Últimas temporadas de Mom, Life in Pieces, Angie Tribeca y Kimmy Schmidt

Pensaba que había escrito sobre mis comedias de cabecera cuyas cuarta y segunda temporada finalizaron en CBS a finales de mayo. Son, respectivamente, “Mom” y “Life in Pieces”. Así que aprovecho a comentar sus temporadas y las de otras dos comedias que sigo en cuanto aparecen, prácticamente, como son “Angie Tribeca” y “Unbreakable Kimmy Schmidt”.

Temporada 4 de Mom

Mom

Sigue en plena forma tras cuatro años de problemas, soluciones, reuniones de alcohólicos anónimos y esa relación de amor-reproches entre las protagonistas Christy (Anna Faris) y Bonnie (Allison Janney). Los primeros episodios muy centrados en Bonnie y su novio Adam (William Fichtner) no hicieron que la entrega se iniciara muy bien pero enseguida “Mom” recuperó su buen ritmo de siempre y dejó de lado un poco a Adam y desterró casi al completo a los hijos de Bonnie y su exmarido, que tras las dos primeras temporadas ya perdieron la práctica totalidad del piso que tenían.

“Mom” son Bonnie y Christy y las secundarias de lujo como Marjorie (Mimi Kennedy), Jill (Jaime Pressly) y Wendy (Beth Hall). Adam ha sido un buen añadido a la historia y de vez en cuando aparecen otros personajes ya conocidos como el abogado Steve (Don McManus), al que siempre es genial ver, y otros episódicos.

La quinta temporada, tras el encuentro de Bonnie con un familiar al que no conocía, promete. Además puedes seguir explorando las tramas de Jill o de Marjorie, por ejemplo, siempre interesantes. El tira y afloja de Christy y su madre puede seguir dando risas, sonrisas y entretenimiento muchos años porque, en el fondo, cada temporada los responsables de “Mom” añaden cosas para no estancarse

Temporada 2 de Life in Pieces

Life in Pieces

Este año no han tardado tanto, afortunadamente, en anunciart la renovación de la genial “Life in Pieces”. Me han seguido entreteniendo mucho estas cuatro historias cortas semanales sobre los Short y su mundo, algunas de las cuales han sido realmente hilarantes. Aunque normalmente son historias individuales, han habido episodios en los que las historias estaban conectadas entre sí, algo que ayuda al desarrollo de personajes y las relaciones entre ellos. El final de temporada, por ejemplo, ha sido un muy buen ejemplo de ello, aunque nos han dejado en cliffhanhger hasta noviembre, que si no me equivoco, es cuando la serie estrenará su tercera temporada.

Sí que tengo que reprochar una cosa a esta temporada de “Life in Pieces” y es lo poco que ha salido la adorable Sophia (Giselle Eisenberg). Aunque tal vez haya quedado compensado con todas las escenas robadas por quien hace de su padre Tim, Dan Bakkedahl, todo un descubrimiento de actor cómico.

Tercera temporada de Angie Tribeca

Angie Tribeca

Seguramente ninguna temporada de “Angie Tribeca” superará a la de su presentación. Sigue sin engañar, en una serie absurda con parodias del género policial que siempre acaba resultando ridícula y que a veces puede llegar a rozar la verguenza ajena. Pero entretiene mucho y sus episodios parecen durar un pestañeo de lo rápido que se pasan.

En esta entrega Angie (Rashida Jones) y compañía de han enfrentado a un asesino en serie en varios de los episodios, por lo que ha tenido bastante de seriada en vez de episódica.

Los cameos también han seguido y a lo largo de los diez episodios se ha podido ver, entre otros, a Mary McCormack, repitiendo su personaje de la segunda temporada, Chris Pine, Natalie Portman y a Alfred Molina, que supongo que por su trabajo en “Feud” no haya podido aparecer más que en unos tres episodios brevemente.

No es una maravilla, pero “Angie Tribeca” entretiene y una vez al año su consumo se agradece. A ver si la renuevan.

Promo tercera temporada Unbreakable Kimmy Schmidt

Unbreakable Kimmy Schmidt

Normalmente esta serie tendría un post escrito con mucho entusiasmo para ella sola, como acostumbro a hacer pero lo cierto es que la tercera temporada de “Unbreakable Kimmy Schmidt” no ha estado a la altura de sus predecesoras. De hecho, a veces (nunca pensé que diría esto) Kimmy (Ellie Kemper) me ha resultado hasta cansina y es que si un personaje ha brillado para mí esta temporada, esa ha sido Lillian (Carol Kane).

Kimmy ha tenido momentos buenos, claro, también Titus (Titus Burgess) y, como no, Jacqueline (Jane Krakowski) pero los episodios no me han parecido tan redondos, ni de lejos, como sus predecesores.

Ya la temporada pasada empezó titubeante hasta que resurgió a los pocos episodios, pero en esta le ha costado hasta llegar al ecuador de la entrega donde sí que han habido episodios mejores y la voz de Kimmy dejó de retumbarme en los oídos. Apariciones estelares a parte de la citada Laura Dern, las de Josh Charles, Ray Liotta, Tina Fey, Jon Hamm y la hilarante Maya Rudolph, además de viejos conocidos de “30 Rock” como Judah Friedlander, Scott Adsit, John Lutz y Chris Parnell.

Hay algo necesario, más flashbacks del búnker y que vuelva Laura Dern porque el despliegue cómico y dramático que hizo en un momento en el episodio en el que salió fue espectacular, y que Tina Fey escriba más episodios por favor.

A ver si la cuarta entrega llena más.

Anuncios

Y 30 Rock llegó a su fin

Jane Krakowski en la finale de 30 Rock

Si no has visto la finale de “30 Rock” (Rockefeller Plaza) no sigas leyendo.

Cuando Jenna Maroney (Jane Krakowski) entonaba en el programa 150 de “TGS with Tracy Jordan”, la canción de “Rural Juror” hacía mucho más que despedir el show en el que empezó a trabajar con su amiga Liz Lemon en la NBC. Decía adiós al programa, decía adiós a sus espectadores y decía adiós a sus compañeros.

I will never forget you, Rural Juror
I’ll always be glad I met you, Rural Juror

Nunca te olvidaré Rural Juror, siempre me alegraré de haberte conocido, Rural Juror.

Se puede cambiar “Rural Juror” por “TGS” pero, trasladándolo a la realidad, a “30 Rock”, Jane Krakowski nos estaba diciendo adiós de parte de todos a quienes durante más de seis años y siete temporadas hemos disfrutado con las andanzas de los personajes de la serie a la que el pasado jueves se puso punto y final en la NBC y que ayer mismo finalicé yo.

Dos episodios seguidos, 42 minutos pasados para despedir por todo lo alto mi comedia preferida de los últimos años, una de las mejores que se han hecho sin duda, y que como Tracy Jordan decía al poner punto y final a “TGS” no mucha gente ha visto, algo que también se puede aplicar a la realidad porque nunca tuvo una audiencia extraordinaria.

Tina Fey y James Marsden en la finale de 30 Rock

“Hogcock”, la primera parte de la finale, empezó con la familia Lemon Chros. Con Liz (Tina Fey) quedándose en casa sin saber qué hacer y Criss (James Marsden) llevándose a Terry y Janet, sus hijos adoptivos y unos Tracy y Jenna en miniatura, al colegio. Pero Liz no está hecha para la vida casera y Criss para la vida laboral así que deciden intercambiar papeles.

Jenna empezó a buscar, sin éxito, nuevos proyectos en los que aparecer. Fue poner el pié en Los Ángeles y volverse a Nueva York horrorizada deseando cumplir su sueño de trabajar en Broadway. Muy bueno el gag de “Ley y Orden: UVE” (law & Order: SVU).

Kenneth (Jack McBrayer), como presidente de la NBC, tenía muy claro los proramas que quería sacar en antena y en su lista de cosas a evitar había muchos tópicos, pero también la calidad.

Alec Baldwin en la finale de 30 Rock

Jack quería ser feliz como le deseo su madre Colleen (Elaine Stritch), presente en el episodio por medio de una foto en el nuevo despacho de Jack, y acabó discutiendo con Liz poniendo el punto y final a su relación… prácticamente.

Una cláusula rocambolesca que le otorgaba a Tracy (Tracy Jordan) treinta millones de dólares si el programa no llegaba a los 150 shows acabó por unirles a todos de nuevo, a pesar de que Tray intentó que el programa no pudiera salir en antena, una vez más para despedir “TGS” como merecía.

Tina Fey y Tracy Morgan en la finale de 30 Rock

Tracy desaparece, cómo no, Liz va a buscarle a un club de striptease y allí, a diez minutos del final de “30 Rock”, tienen una charla muy seria. Por primera vez Tracy Jordan habla en serio sin añadir tonterías después (bueno, una al final, per es Tracy) y Liz se sincera y le dice que trabajar con él no ha sido fácil, que la ha frustrado pero que como el corazón humano no está correctamente conectado con el cerebro, le quiere. Ohhhh… Sí, aquí empecé a llorar como una magdalena algo irónico teniendo en cuenta que se trata de una comedia que muchas veces me ha hecho llorar de risa.

Me tocó la fibra sensible, pero es que había más después para el no parar. Tracy y Jenna disfrazados de Hitler despidiéndose antes de empezar el último show; Jenna cantando la anteriormente citada “Rural Juror” y Liz… Yéndose a buscar a Jack porque pensaba que se iba a suicidar.

Pero no, Jack Donaghy no quería quitarse la vida, quería marcharse en barco para encontrarse a sí mismo. A Liz le empieza a decir dándo un rodeo que la quiere sin pronunciar estas palabras y ella para abreviar le dice que también le quiere. Y Jack se va para volver al momento con una gran idea, según él.

Tracy Morgan y Jane Krakowski en la finale de 30 Rock

En el estudio H de la NBC, Tracy, junto a todo el equipo de “TGS” (y de “30 Rock”) se despide…

…Y, un año después, Pete (Scott Adsit) que había huído se encuentra con su mujer que le reclama, Jack vuelve al mundo de los negocios y llama a Liz, quien es guionista de una serie protagonizada por Grizz (Grizz Chapman), del séquito de Tracy junto a Dot Com (Kevin Brown), que compagina su vida laboral con la personal a la perfección, para que llame a Tray y le felicite. El padre de Tracy ha vuelto después de marcharse muchos años atrás para comprar tabaco, y Jenna recoge un Tony.. que no era para ella pero se adelantó a quien le correspondía recibirlo.

Jack McBrayer en la finale de 30 Rock

Y acabamos con Kenneth en su despacho hablando con una chica con gafas que le presenta la idea para una serie basada en las historias que le contaba su bisabuela y que Ken acepta y le encanta. What the what? (homenaje a Liz Lemon, of course) ¡Kenneth no envejecía nunca!

Así se nos ha ido “30 Rock”, por todo lo grande, con sonrisas y lágrimas. Y, por supuesto, la echaré de menos, y sí, siempre me alegraré de haberla conocido. Afortunadamente, nos quedan los revisionados.

Gracias Tina Fey por crear esta maravilla.